lunes, marzo 26, 2007
Negocio poco exitoso + mujer menopáusica con tubo = experiencia peligrosa

-Vete bajando para que los vayas comprando en lo que yo hallo estacionamiento- le indiqué a mi amiga y me di reversa. Avancé y avancé varios metros en busca de un lugar en donde estacionarme pero era imposible, todos los estacionamientos de los locales estaban a reventar. Eran alrededor de las nueve y cuarto de la mañana y era impresionante como se encontraba lleno el estacionamiento, supongo que todos los autos que estaban estacionados iban al mismo café que nosotras, pues el resto de los negocios que se encuentran ahí abren alrededor de las diez de la mañana.

Seguí retrocediendo y más atrás encontré seis cajones de estacionamiento vacíos frente a una mueblería y me estacioné. Me bajé del auto, cerré la puerta y justo cuando me di media vuelta estaba una señora en la puerta mirándome.

-Buenos días- le dije muy feliz y campante.

-Que buenos días ni que la nada, aunque me digas así con tu tonito de felicidad te me largas de aquí, estos son MIS estacionamientos y por más dulce que me des los días no te voy a dejar que te quedes ahí ¿eh?-

-Señora pero si todos los estacionamientos están llenos, voy aquí cerquita y no me tardaré nada, mi amiga ya está haciendo fila para ganarle al tiempo-
-Pues si… pero mira como te estacionas pégate a la raya de allá no quiero que invadas mis espacios, hazte unos diez centímetros más a tu derecha porque estás a punto de morder la línea de mis estacionamientos. –Me ordenaba con un toco poco amable.
-Señora me disculpa pero no me puedo pegar más hacia la derecha, el auto que está a un lado no va a poder salir-
-Hazte para allá, hazte para allá- Insistía neciamente al momento en que movía sus manos hacia la derecha.
-¿Sabe qué? No me voy hacer diez centímetros ahí lo voy a dejar y con permiso ahorita regreso- Le respondí ya bastante enojada por la necedad de la vieja jodida.
-Pues si te vas yo no respondo- Me amenazó al mismo tiempo en que se metía a su local y sacaba un tubo de acero y lo sostenía en su mano.
-¿Qué no responde qué?- estaba anonadada de lo que estaba presenciando.
-NO respondo como esté tu carro cuando regreses-
-Mire señora no puedo creer lo necia que es, es pura necedad lo de usted- Y con un tono de sarcasmo continué – Si ya estoy viendo lo lleno que tiene el lugar, de lo mucho que necesita que estén estos espacios libres para que los cientos de clientes que atiende su negocio sumamente exitoso pueda recibirlos, ya estoy viendo lo mucho que estorbo, ya veo, ya lo veo.
-Mira chamaquita o mueves el carro o cuando regreses estará ponchado y abollado. - Su tono de amenaza en verdad se convertiría en realidad y yo definitivamente no podía arriesgarme a eso-
-¿Pues sabe qué? Aquí me voy a quedar mire, aquí me voy a recargar en mi carrito y voy a disfrutar de mi tiempo libre, del bello cielo que tenemos este día parcialmente nublado y voy a gozar de la felicidad de poder tener mi carro limpio y BIEN estacionado- Y me recargué en él mientras me colocaba los lentes para sol.

La mujer se metió a su local y me vigilaba desde dentro. Sé que deseaba enormemente que me moviera un milímetro para ir y darle duro a mi pobre carrito pero no pensaba darle ese gusto.

-Oye mija- me dijo una señora que estaba esperando que abrieran el local de al lado.
-¿Mande?
-¿No te dio miedo?
-¿Miedo?-
-Si mijita, miedo a que se te viniera encima y te golpeara o sabrá Dios que más..-
-Sí señora, la verdad sí me dio miedo que me hiciera algo-
-Ya sé mija, a mí también me dio mucho miedo. Pero dime algo… ¿si te daba miedo por qué seguiste discutiendo?
-Sencillo señora, yo no me pienso dejar de nadie ya, no me importa si con ello me gano un santo fregazo pero no voy a darle la razón a la gente necia y lo de ella si que es una tremenda necedad-
-Pos si… - me respondió y se quedó callada.

Yo permanecí unos cinco minutos más hasta que mi amiga salió de la cafetería con mi humeante y delicioso café. Me subí al auto, la alcancé hasta donde ella estaba y nos regresamos a la oficina. El café estaba extremadamente delicioso y bueno… irónicamente lo amargo de la bebida endulzó tan amargo momento.

Diana

Etiquetas:

 
posted by mommy at 9:25 a. m. | Permalink | 19 comments
miércoles, marzo 21, 2007
¿Dónde están?
Y yo me pregunto, ¿Cómo un pequeño anillo de colores puede atraer a una lesbiana deseosa de un ligue en plena borrachera?

¡Si apenas y se ve el anillo!
En fin, creo que debo dejar de ir a ese lugar. Cuando no me tocan señores casados acosadores y jodones, se me acercan mujeres con intenciones encontradas.

HOMBRES JÓVENES Y SOLTEROS.
¿Dónde están?

Etiquetas:

 
posted by mommy at 8:53 p. m. | Permalink | 12 comments
sábado, marzo 17, 2007
10,000

Etiquetas: ,

 
posted by mommy at 2:23 p. m. | Permalink | 4 comments
martes, marzo 13, 2007
1/4 de Siglo

Era una tarde cualquiera, un sábado 13 de Marzo de 1982 en el que mis hermanos Flora y Albino veían la televisión, en la que mi padre jugaba como titular la semifinal del campeonato estatal de béisbol y mamá… pues para mi mamá también era un día ordinario, pero a diferencia de ellos, ella tenía contracciones desde las 2 de la tarde y comenzaba a mostrarse inquieta y estresada. ¿Qué si que hacía yo ese día? Bueno… yo aún no llegaba a este mundo, pero si estaba manifestándole a mi mamá que ya era tiempo de que se me viera nacer, pero no era posible, pues no había quien llevara al hospital, no podían localizar a mi papá y mis hermanos eran muy pequeños para resolver un dilema de este tipo.

Manuelita y papá “Chico”, auxiliaron a mi mamá y la llevaron en ese viejo pick up Chevrolet modelo 1956 hasta el seguro social y ahí fue atendida.

Yo sólo recuerdo cosas como: “pújele, pújele, pújele…” o “veo la cabeza, si, si, si es la cabeza” “todo está bien” y la mejor de todas “es una niña muy hermosa, está sana y está muy bien”. –Gracias-

Y así es como yo arribé a este mundo, nacida a las 5:50 de la tarde, en la ciudad más hermosa de todas: Hermosillo, siendo un producto de origen 100% sonorense, y con un peso neto de 4.000kgs –qué tiempos aquellos, qué peso, qué envidia sniff-

Mis hoy en día padrinos, Manuelita y Papá Chico se quedaron apoyando a mi mamá porque mi papá… ¿pues qué creen? ¡No llegaba! Transcurrieron un par de horas y de pronto un hombre muy moreno llegó con mi mamá y le preguntó:

-¿Es usted la Sra. Lourdes de Arvayo?

Y mamá respondió -Sí, Sra. Lourdes Valencia Flores-

-¿De Arvayo?- insistió el hombre.

-Yo no soy de nadie- recalcó mi mamá. Estaba muy molesta, mucho muy molesta y ya lo había hecho notar.

-Vengo a verlas, me envió el señor Albino, como usted sabe él ahorita está jugando la semifinal del campeonato y me pidió que les avisara que un rato más vendrá para acá-

Papá cumplió su palabra, fue con bat en mano a vernos, estuvo un rato y después se marchó. A la mañana siguiente, fuimos dadas de alta, eran las 11 am y el hombre moreno -o mejor conocido en la comunidad del béisbol como “el esclavo”- nos estaba esperando, mi papá no había podido ir por nosotras ya que se estaba jugando el campeonato y lo envió a que nos llevara a casa.

Hoy, después de 25 años de que hayan ganado el campeonato estatal, perdón, quise decir, hoy después de 25 años que yo llegara a este mundo continúan reclamándole a mi padre de su desmedida pasión por el béisbol, mis familiares siguen preguntándose cómo es que este deporte haya estado por encima del nacimiento de su hija Diana, de cómo es posible que haya enviado a su amigo a recogernos en lugar de ir él, y bueno, mamá admite que al principio estuvo muy enfadada, pero hoy a 25 años de lo sucedido nos mofamos tanto de esto y siempre terminamos la anécdota diciendo que soy hija del esclavo, que soy diferente del resto de mis hermanos y que soy sumamente especial.

Yo sólo sé con certeza que soy Arvayo Valencia, que soy hija del papá más necio, pulcro, moralista, conservador y lindo del mundo, que si soy mucho muy diferente y que por eso chocamos continuamente y que definitivamente soy mucho muy especial, y que tras 25 años de escuchar las mejores palabras que se han dicho de mí en todo este tiempo, hoy puedo seguir repitiendo mis favoritas: “es una niña muy hermosa, está sana y está muy bien”.

Bendito Dios, MUCHAS GRACIAS, si el viejo pick up en el que me llevaron al hospital aun marcha por las calles, yo entonces sé que voy por otros 25 años más.

Diana.
p.d. Por si no captaron es MI cumpleaños, ya tengo ¼ de siglo de antigüedad y exijo mis merecidos abrazos.
P.d. Mamá siempre firma Lourdes Valencia, ya no usa “De Arvayo”.

Etiquetas: ,

 
posted by mommy at 8:30 a. m. | Permalink | 15 comments
martes, marzo 06, 2007
Triste pero cierto.... muyyyyy cierto

1. Emocionante: Escuchar de la voz de Simone Simons pronunciar “Do not use the past as an alibi

2. Interesante: Elevar mi tono de voz en un fallido intento de seguirla.

3. Atrevido: Desafiar la capacidad de mis cuerdas vocales e intentar alcanzarla.

4. Aterrador: Bajar un poco el volumen y escucharme.

5. Desolador: Alejarme 3 metros de las bocinas y escuchar mi garganta rechinar peor que un frenón en el asfalto.

6. Consuelo: Saber que puedo borrar este amargo momento poniendo de nuevo la canción.

7. Lección: No tienes su voz, no sabes cantar, Diana enfócate sólo a diseñar.

Diana

p.d. pero me a pesar de todo eso me gusta mucho cantar.

Etiquetas: , ,

 
posted by mommy at 7:34 a. m. | Permalink | 17 comments